Corcho natural

¿Qué es?



El corcho es la corteza que produce el alcornoque (Quercus Suber en latín) y lo protege de las condiciones extremas del clima mediterráneo (sequia, altas temperaturas estivales, incendios…).

De crecimiento lento, cuenta con una vida de 150 – 200 años. Su corteza se localiza tanto en el tronco como en las ramas superiores, siendo lisa en sus inicios y tendiendo a resquebrajarse con el paso de los años.

El primer tejido vegetal examinado al microscopio fue el corcho en 1665, por Robert Hooke, y lo describió como “lagunas poliédricas semejantes a las células de un panel”, llamándolas «celdillas». Las células del corcho son unidades muertas y llenas de un gas similar al aire, estructuradas de manera regular. Gracias a ello el corcho posee gran parte de sus cualidades, tales como la elasticidad y resistencia.

Igualmente, las paredes de dichas «celdillas» están llenas de suberina, sustancia cerosa que lo convierte en un relleno resistente a la humedad con una excelente capacidad de amortiguación y aislamiento térmico. Asimismo la suberina posee propiedades antimicrobianas, antialérgicas, antiplagas y antifungicidas, además de evitar que el corcho se pudra. Estudios demuestran que la suberina también proporciona al corcho resistencia al fuego. Por último, el corcho no libera gases tóxicos al arder y no se arrastra por la lluvia.





© Copyright Suberlev 2017
Suberlev

inicio         corcho natural         corcho suberlev         galería         actualidad         contacto